home-960gif
numero-rojo-700jpg
facebookpng

twnuevopng
Jueves, Abril 27 2017

Telefonia

27/04/2017
 

En abril las operadoras volverán a vender el iPhone en la Argentina

Más articulos de »
Escrito por: Luis
Etiquetas:
iPhone 7

Abril será, parece, el mes en el que las operadoras locales volverán a vender el iPhone, según pudo saber LA NACION. Al menos lo hará Claro, que es la que ya está haciendo circular algunas invitaciones y ya tiene resuelta la campaña publicitaria; se le suman Frávega y Garbarino; Personal y Movistar todavía están definiendo qué estrategia usarán para reducir el impacto de su precio local.

Lo que llegará ahora no será un desembarco completo: no viene Apple a vender el iPhone en el país. Más bien, las operadoras locales (Claro primero, que comenzó a hacer circular algunas invitaciones y más tarde Personal y Movistar, que todavía están negociando el precio final) y algunas cadenas de electrodomésticos (Frávega y Garbarino) compraron equipos y los ofrecerán en el país. Sí son múltiples los rumores que apuntan a 2018 como la fecha de apertura de una tienda oficial de la compañía.

Por lo que se sabe hasta ahora, el iPhone que se venderá aquí tendrá precio cercano al de la importación directa, es decir, estará en el orden de los 25 a 30 mil pesos para el modelo más caro (un iPhone 7 Plus): como el equipo no está ensamblado en Tierra del Fuego, paga los impuestos de entrada y no accede a la reducción de carga impositiva que promueve la instalación de plantas de producción en la isla. Así, y a diferencia del resto del mundo, no tendrá un precio que compita con la alta gama con estampilla de Tierra del Fuego (entre 15 y 20 mil pesos para un Samsung Galaxy S7 Edge, por ejemplo); estará más cerca de lo que hoy se consigue en Mercado Libre y otras tiendas.

Esa fue la razón que frenó las ventas hace un año; pero ahora las operadoras locales decidieron ir para adelante, aunque la única que le puso fecha tentativa es Claro; Personal y Movistar todavía están discutiendo planes de financiación y otras estrategias para reducir el impacto del precio. De hecho, las compañías que compraron las remesas de iPhone lo están pagando más caro que en una compra simple: como no tiene presencia en el país, Apple les cobra un plus a cuenta de los arreglos (la compañía ofrece garantía internacional para sus equipos).

Así, el equipo tendrá un precio local más alto que el que se paga por importarlo con algún sistema puerta a puerta, y estará cercano al costo que tiene viajar a Miami y comprarlo allí, o hacer lo mismo en Santiago de Chile (más caro que en Estados Unidos, más barato que Brasil), sobre todo con las nuevas ofertas de pasajes de bajo costo.

A la vez, no todos tienen la posibilidad de viajar; y la venta local por operadora permitirá, en teoría, otra financiación y soporte técnico local.

En cualquier caso, se trata de una venta testigo (es decir, son cantidades relativamente pequeñas) antes que una apuesta por cambiar la participación de mercado de la compañía en el país; las ventas de teléfonos de alta gama fueron históricamente el 4 por ciento del total en la Argentina, sobre un total de 13 millones de equipos en su mejor momento (2012, 2013); en 2016, la crisis dejó ese segmento más cerca del 2 por ciento del total, según estimaciones locales.

A eso se suma que este año, en el mejor de los casos, de Tierra del Fuego saldrá un volumen similar al del año pasado (9 millones de teléfonos) a los que se suma el contrabando: fueron 2,5 millones de equipos en 2016. Aún sin venta formal, en los últimos meses de 2016 Apple tenía el 3,3 por ciento del mercado local, según estimaciones de Kantar Worldpanel. Android se quedó con el 93 por ciento del mercado argentino.

Fuente: La Nación



Acerca del Autor

Luis