330png
facebookpng

twnuevopng
Miercoles, Diciembre 13 2017

Telefonia

13/12/2017
 

Telefónicas piden reforma tributaria para abaratar abonos

Más articulos de »
Escrito por: Luis
Etiquetas:
telefonia fija

Telefónica, Telecom y Claro pidieron eliminar o reducir tres tributos: el interno, ingresos brutos y el que beneficia al Ente de Alto Rendimiento Deportivo, para abaratar telefonía prepaga, abonos y precios de celulares. Las empresa alegan que los mismos perjudican al 40% de la población de menores ingresos y que, si se suprimen, el fisco compensará la menor recaudación con mayor consumo e inversiones

Las empresas elaboraron un documento que especifica que la gran cantidad de tributos afecta al 40% más pobre de la población que dispone de un teléfono móvil pero además  señala que una eventual rebaja de esas cargas podría generarle más ingresos al Estado.

La intención es poner en discusión este tema entre las autoridades del Gobierno, pero además apunta a colar alguna propuesta de reforma en el proyecto tributario que ingresó al Congreso.

Este jueves, la GSMA, la organización mundial que representa a los principales operadores móviles del mundo, elevará a las autoridades del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) y del Ministerio de Hacienda, un informe elaborado por Ernst & Young

El documento -hecho a pedido de las telcos- detalla todos los tributos que recaen sobre el sector y simula tres escenarios de reforma impositiva para esta actividad.

“El diagnóstico es que los impuestos que paga la telefonía móvil son nocivos para el 40% más pobre de la población”, anticipó a iProfesional Sebastián Cabello, representante de la GSMA en la región.

Hasta el primer semestre de 2017, se registraban más de 64 millones de líneas móviles activas, según datos del Enacom. De ese total, 40 millones están en uso. Es decir, el servicio llega al 100% de la población, sin distinción de nivel socioeconómico.

El directivo agregó que la Argentina “es el país que abona los impuestos más altos en telefonía móvil de América latina, además de presentar algunas irracionalidades, como el destinado al Enard”.

Se trata del tributo del 1% sobre la factura que afrontan los abonados al servicio celular. Fue implementado en 2009 e impulsado por Gerardo Werthein para financiar a los deportistas de alto rendimiento.

En ese entonces, este empresario no sólo era director del Comité Olímpico Argentino (COA), sino también del Grupo Telecom.

Si bien fue llamado irónicamente como “el impuesto bueno”, las empresas siempre se quejaron de este gravamen.

Como tercer aspecto del diagnóstico, Cabello especificó que la estructura impositiva sobre la telefonía móvil argentina es por demás abusiva: “Por ejemplo, el IVA de 27% que pagan principalmente las Pyme del sector”.

Así, -siguió el ejecutivo- “se afecta la asequibilidad, además de un mayor uso del servicio por parte de las personas. El impacto es negativo sobre la economía en general”.

En otras palabras, se imposibilita que los argentinos accedan a servicios de telecomunicaciones razonables a precios más accesibles.

En el marco de la llamada “Mesa de diálogo de alto nivel: reforma fiscal para la inclusión digital”, se presentarán tres propuestas para tratar de introducir cambios en el esquema impositivo.

-La primera consiste en eliminar el 4,7% del impuesto interno al servicio de telefonía móvil pese a que, según la reforma, se elevará hasta el 5%.

-La segunda propuesta apunta a los Ingresos Brutos, como no podía ser de otra manera. Detalla que si se redujese el gravamen entre 6% y 7%, los servicios se abaratarían en torno del 3%.

-La tercera propuesta consiste en bajar el impuesto interno de 17% que recae sobre los teléfonos ensamblados en Tierra del Fuego.

Fuente: iProfesional



Acerca del Autor

Luis